lunes, 18 de junio de 2018

Cuando los sueños no tienen frontera

En la última jornada que asistí de emprendimiento la semana pasada comenzaron con la lectura de esta carta
ver carta

Una carta que os recomiendo leer en profundidad, a través de esta se responde a una opinión televisiva emitida por una presentadora.

De esta carta yo extraigo dos partes fundamentales:
1. Los sueños y metas las debe elegir uno/a, y nadie mas es quien para elegirlas por ti.
2. Nadie somos quien para marcar límites en el desarrollo de una persona.

Como podemos ver en esta carta hay gente que no tiene límites y puede crecer hasta donde se proponga, incluso hasta donde ni siquiera se hubiese planteado.


Después de leernos la carta tuvimos la gran suerte de ver una entrevista donde su autor señala que el secreto para el éxito es: la curiosidad porque eso te hace estar en continuo aprendizaje, reciclaje y la constancia que a su vez conlleva esfuerzo. Con estos dos ingredientes tu meta puede ser cualquiera y el resultado su alcance.

Una entrevista maravillosa donde señalaba que su decisión más complicada aparece al principio de su proyecto empresarial cuando tiene que invertir lo que ni siquiera tiene. Bajo mi parecer esto le ha marcado que siga viviendo donde comenzo su andadura profesional, rodeado de la misma gente para que su equipaje no sea pesado y pueda seguir andando su camino con soltura.

Un aprendizaje muy grande, de alguien que ha llegado muy alto sin despegar los pies de la tierra, de alguien que ha llegado muy alto teniendo todas las barreras del mundo, y de alguien que ha llegado muy alto y quiere que los demás también lo hagan.

Os presento a Amuda nació en Nubia (Sudán & Egipto) y su curiosidad de conocer el mundo le ha llevado a ser socio fundador de destinia.com , una empresa con presencia en 35 países y con 73 millones de usuarios, y a que otros ahora puedan recorrer el mundo a través de su organización.

Su definición aparece en diferentes espacios como: “Un gran soñador”. Los sueños fueron los que guiaron a un niño criado en un pequeño pueblo de Nubia a querer dar el salto a El Cairo. Los mismos que sirvieron a un adolescente para agarrar una pequeña maleta y montarse en un avión desde El Cairo con destino España, y un trabajo de repartidor de periódicos el que le enseñó a leer.

Su curiosidad de conocer el mundo le ha llevado a su destino o a su "destinia"; es socio fundador de destinia.com , una empresa con presencia en 35 países y con 73 millones de usuarios, y a que otros ahora puedan recorrer el mundo a través de su organización, o emprender a través de sus buenos y prácticos consejos.

jueves, 7 de junio de 2018

El que busca encuentra

Después de 14 años dedicada en exclusiva a programas de empleo y re-colocación, continuamente veo o compruebo que el que busca, busca bien, encuentra, y esta es una regla que siempre se viene cumpliendo.

En este caso, y como ya viene siendo habitual después de tanto años escribiendo en este blog, hablo de buscar - encontrar empleo o un cambio profesional.

Hay que señalar que es básico que antes de empezar a buscar uno primero tiene que saber lo que quiere encontrar, de otra forma, sino sabemos hacia donde vamos es imposible llegar, y aquí es donde comienzan problemas añadidos como; disminución de las expectativas, aumento de las frustraciones .... y de aquí podemos desembocar en problemas mayores.

El primer paso o la primera pregunta que debes lanzarte es ¿Qué quiero encontrar?, ¿Qué quiero conseguir?, y ligado y en consonancia con qué quiero  viene el segundo paso o segunda pregunta ¿Qué puedo conseguir?.

 Sé que responder estas preguntas no es fácil, muchas gente está perdida, desorientada no sabe hacia dónde va o hacia dónde puede o debe de ir, y esta es la barrera principal que se encuentra, porque haga lo que haga le conducirá a una salida que posiblemente no es la suya o a una callejón donde no la hay.

Es muy importante dedicar un tiempo a reflexionar sobre mi qué y mi por qué, si es necesario solicitar ayuda profesional para definir una meta coherente con el mercado y con mis posibilidades profesionales.

Una vez que tengo respuesta para estas dos preguntas , ya tengo medio camino recorrido, saber hacia donde vamos es difícil, pero a la vez vital y además nos genera la motivación suficiente para emprender las acciones necesarias que me facilitan llegar. 

Ahora nos queda alinear los recursos que me sirven de trampolín para lograrla.

¿Cuál es el camino?, nueva pregunta clave. Un buen camino esta construido a través de una selección adecuada de recursos. Saber a dónde queremos llegar nos marca que camino debemos escoger; que recursos, que técnicas, qué contactos, y a establecer una estrategia que cuente con una organización y planificación que me conduzcan a mi objetivo.

Recorrer el camino lleva su tiempo, y debemos ser conscientes de ello. Hay mucha gente que precisa obtener resultados a corto plazo, si es el caso deberá haber objetivos intermedios, que siempre son adecuados para conocer si vamos por el buen camino e ir obteniendo refuerzos. Por ejemplo en el caso de encontrar un empleo, objetivos intermedios pueden ser: ser pre-seleccionado en la oferta, recibir una llamada de la empresa, realizar una entrevista de trabajo.... Debemos conocer que cumplir metas lleva esfuerzo y tiempo

"Sólo debemos buscar cosas que podamos encontrar,
y para ello hay que mirar hacia dónde se va"